En 1996 se estrenó La Celestina, versión cinematográfica de la obra homónima (véase también Tragicomedia o Comedia de Calisto y Melibea). Su metraje, de duración muy moderada, 90 minutos, recoge las peripecias principales del argumento dejando de lado, como era previsible, los extensos parlamentos y monólogos que mantienen algunos de los personajes principales de la trama. Se pierde así gran parte de su sustancia literaria original, si bien ésta sólo puede asumirse, en realidad, en una lectura detenida de la obra. La película fue dirigida por Gerardo Vera, que contó para el guión con Rafael Azcona (el más celebrado guionista del cine español) y el asesoramiento de Francisco Rico (gran especialista en La Celestina). La fotografía, colorista, es obra de José Luis López Linares; la música, de carácter ambiental y de época, de Octavio Bustos, y el montaje de Pedro del Rey.

La nómina de actores es muy llamativa, desde la impresionante Terele Pávez como Celestina, a unos Calisto y Melibea (Juan Diego Botto y Penélope Cruz) un tanto desangelados y, así se quiso, ridículos. Sin embargo, algunos de los actores que representan a criados, prostitutas y rufianes levantan el tono de varias escenas: Jordi Mollá, Nancho Novo, Nathalie Seseña, Maribel Verdú…

Figuran también entre los actores de reparto: Ángel de Andrés López, Ángel de Andrés López, José Colomina, Carlos Fuentes, Aquilino Gamazo, Rodrigo García, Amparo Gómez Ramos, Lluís Homar, Ana Lizarán, Joaquín Notario, Igor Otaegui, Candela Peña, Ana Risueño y Sergio Villanueva.

celestina-peli.jpg